Categories Menu

Consejos para dejar a tus hijos un buen patrimonio

Este es un tema sobre el cual nadie le gusta hablar, pero su importancia es enorme, ya que es precisamente en los momentos de alta sensibilidad que una familia necesita resolver los documentos patrimoniales y poner en orden los legados familiares.

Hay varias cuestiones a tener en cuenta sobre el tema: ¿quiénes son los herederos? ¿Cómo dejar un testamento? Entender estas y otras preguntas son básicas y se deben de reconocer las respuestas según la guía que te dejaremos a continuación.

1 – Bienes de sucesión
En primer lugar, vamos a explicar acerca de la sucesión de los bienes, que es la transmisión de bienes muebles o inmuebles, después de la muerte o ausencia (desaparición) de una persona. A partir de entonces, varios efectos legales se generan debido a que la persona que murió puede tener deudas que pagar, cuentas por cobrar, activos que han de transmitirse, entre otras cuestiones. Por lo general, estos problemas se resuelven en los tribunales, sobre todo cuando hay menores involucrados. Si hay acuerdos entre los herederos y ningún interés de un menor, se puede hacer el mismo procedimiento de intercambio en las oficinas de registro.

Es importante que recordar que, desde que estamos en vida debemos tener control de las finanzas y de nuestros ingresos y egresos, de ésta manera la familia tiene pleno conocimiento de los bienes en existencia y de las deudas por cobrar. La administración de la contabilidad no es exclusiva para las empresas, la contabilidad familiar también debe ser llevada de manera puntual. Existen programas en línea como miskuentas que facilitan el proceso de administración contable, sin necesidad de gastar en servicios externos de contabilidad. En éste tipo de casos es bastante útil.

2 – Testamento
Si no hay testamento, la ley determina cuales son los herederos naturales de la persona que murió. Por lo regular el cónyuge y los descendientes (hijos) son los herederos naturales. Si no hay niños, pero hay nietos, también heredan la parte que correspondería a sus padres. Si no hay descendientes, heredará el cónyuge y los ascendientes.

3 – Herencia compartida
El intercambio se realiza por la cabeza de familia. Si sólo hay hijos , cada uno de ellos recibirá la misma parte de la herencia. Si hay un cónyuge, normalmente tiene el derecho a la mitad de los activos de la pareja. El cónyuge que sobrevive tiene derecho a mantener la casa donde vivió con el fallecido. Si el valor de la casa excede la cantidad que el cónyuge tiene, debe pagar el sobrante a los otros herederos.

4 – ¿Cómo hacer un testamento?
Actualmente, los formularios son más comunes  y constan de opciones: pública (hecha por un notario público), cerrado (literalmente sellado hasta el momento de su apertura) y lo particular (que se puede escribir de propia mano o en el ordenador, siempre con la firma de tres testigos). Puesto que la persona está en pleno uso de sus capacidades mentales, puede cambiar de opinión respecto a la parte disponible de sus activos , nombrando nuevos herederos y reasignar la asignación de sus activos.

5- Deudas y créditos de las personas fallecidas
Las deudas y créditos deben ser registradas en el momento de inventario de la herencia dejada por la persona fallecida de esa manera se realiza un inventario y se liquidan las deudas con todos aquellos  bienes que pueden solventarlos. Los herederos solo se quedan con el resto.

Compartilo en tus redes socialesShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePin on Pinterest